martes, 3 de julio de 2012

Conga...


El oro, Conga y los anti mineros

En la historia de la humanidad no ha habido metal más preciado que el oro, ha generado guerras, conquistas, matanzas indiscriminadas, traiciones y conflictos, entre otros problemas, su uso hoy en día en industria y electrónica es importante por ser un metal duradero que no se corroe, pero sigue siendo valorado por ser el símbolo del poder económico, así, países mantienen reservas de oro para garantizar su poderío económico y su solvencia.

Sin embargo, he tratado de investigar cuál es el motivo por el que este metal es tan valorado desde la antigüedad y no he podido encontrar una respuesta objetiva, siempre se ha hablado de un valor subjetivo ya sea transformado en joya o en moneda pero nada que represente un argumento objetivo.
Refiere la investigadora Erica Schoenberger del Departamento de Geografía e Ingeniería Ambiental de la Universidad Johns Hopkins que uno de los motivos por el cual es valorado el oro es porque, a diferencia del cobre y del hierro, para encontrar 0.004 gramos de oro se necesitan remover 1 tonelada de tierra, igualmente sentencia que “el valor del social del oro no está separado de quien lo valora y como ellos han estado dispuestos a hacer su valoración” (Schoenberger, E., 2010) en clara alusión a las acciones tomadas por el poder social para lograr la valoración del oro.
El estudio de la investigadora Schoenberger, “¿Por qué el oro es valorado? Naturaleza, Poder Social y el valor de las cosas” publicado el 2010 indica también que la ambición del poder social no ha medido incluso el daño ambiental que provoca y concluye que “La pregunta de si esta información es suficiente para romper el velo del fetichismo por la mercancía, o si el pasado del fetichismo por la mercancía es suficiente para motivar a la gente a comportarse de otra manera, permanece aún abierta” (Schoenberger, E., 2010) dejando en el aire la disposición de la humanidad por caambiar costumbres que tanto daño le han causado a la humanidad y al medio ambiente.
Y de estos problemas no es ajeno el Perú, en los últimos meses han sido constantes las protestas por la aprobación estatal para el desarrollo del proyecto minero Conga, actualmente la ciudad de Cajamarca se encuentra en paro y las clases en los colegios suspendidas por una huelga del SUTEP en solidaridad con la protesta. Cajamarca lleva años en conflicto con la empresa minera Yanacocha quien explota el preciado metal en las alturas de Cajamarca, este conflicto ha llegado a su punto más álgido con el liderazgo de Gregorio Santos, Presidente Regional de Cajamarca quien se ha enfundado en una lucha frontal contra el gobierno central y contra la minera Yanacocha.
El problema es que Gregorio Santos se ha definido como un anti minero, lo cual implica estar en contra de la minería como actividad económica, le hice la pregunta a través del twitter a su cuenta personal @Gregorio_Goyo pero hasta el momento no he recibido respuesta alguna, sería interesante conocer su posición real. De quien sí obtuve respuesta es de Marco Arana, líder de Tierra y Libertad y cabeza visible del movimiento contra el Proyecto Conga, el me indicó que no estaba en contra de la minería como actividad económica pero que debería regularse estrictamente y que debería establecerse las zonas y regiones donde podía realizarse la actividad y las zonas donde se debería evitar. Concuerdo con esta posición.
Sin embargo la protesta anti minera ha tomado un matiz político donde los principales actores han comenzado a mezclar sus aspiraciones personales con el reclamo fidedigno de la población, así encontramos a un radicalizado Gregorio Santos declarando que Yanacocha “busca un descenlace sangriento” (La República, 2012), llevando a un extremo inusitado la protesta. El gobierno, quien debe adoptar una posición sensata, dialogante e imparcial, ha cometido el error de actuar prácticamente a favor de la empresa minera y optando por enfrascarse en una guerra retórica contra Santos.
Lo cierto es que el Proyecto Conga debe desarrollarse pero no de la manera como lo han aprobado, con un presidente saliente como García aprobando un EIA casi finalizando su mandato, un EIA que casi nadie conocía en Cajamarca y que hoy es revisado por peritos contratados por el gobierno (ya habiendo tomado posición a favor de Yanacocha) y aprobando soluciones que la minera acepta pero que incluso, no va a cumplir al menos por ahora, menos aún cuando Roque Benavides, Gerente de Buenaventura, accionista de Yanacocha, indica que no necesitan tener licencia social y que no deberían preocupar “esas cuatro lagunitas” (La República, 2012) en entrevista con la periodista Rosa María Palacios.
El gobierno ha perdido una gran oportunidad para lograr un verdadero cambio en la actividad minera, hacerla viable como en los países desarrollados con estrictas regulaciones tanto sociales como ambientales, donde las poblaciones aledañas sean los primeros beneficiados tanto económica como ambientalmente y donde se trate a los pobladores como seres humanos pensantes y no se les imponga nada contra su voluntad.
Referencias:
Schoenberger, E., 2012, ¿Por qué el oro es valorado? Naturaleza, Poder Social y el valor de las cosas, Baltimore, Universidad Johns Hopkins
Diario La República, Junio del 2012, Gregorio Santos: Yanacocha busca desenlace sangriento, Lima, tomado de: http://www.larepublica.pe/30-06-2012/gregorio-santos-yanacocha-busca-desenlace-sangriento
Diario La República, Junio del 2012, Roque Benavides. “No estoy diciendo que de todas maneras no se van a impactar las dos lagunas”, Entrevista por Rosa María Palacios, Lima, tomado de: http://www.larepublica.pe/24-06-2012/roque-benavides-no-estoy-diciendo-que-de-todas-maneras-no-se-van-impactar-las-dos-lagunas